Ovarios Poliquisticos

ADVERTS
ovarios oliquisticosDiagnosticar el síndrome de Ovario Poliquístico no es una tarea fácil, ya que no existe ningún tipo de test que por sí sólo asegure la presencia o no del problema. Los médicos utilizan una serie de exámenes tanto físicos como de laboratorio e imagen para poder confirmar el padecimiento.
ADVERTS
 
Lo primero es la consulta al médico de cabecera, que en las mujeres suele ser un ginecólogo o un especialista en medicina interna. En el caso de las adolescentes, el pedíatra examina el caso y a suele derivar a la paciente a un doctor especialista en ginecología adolescente.
 
A partir de una serie de preguntas y un examen físico completo, el médico ordena una serie de exámenes de acuerdo a los síntomas presentados. Una mujer con periodos irregulares y fuertes dolores antes y durante la menstruación, requerirá una ecografía uterina y pruebas de sangre que determinen niveles de hormonas sexuales.
 
En caso de recibir resultados positivos o presentar las características típicas de la enfermedad (aumento de vellosidad, subida de peso, acné, etc,) el ginecólogo refiere a la paciente a un endocrinólogo, medico especialista en trastornos hormonales.
 
El endocrinólogo tomará en cuenta el hallazgo de varios síntomas para diagnosticar el Síndrome de Ovario Poliquístico, buscando además otros signos corporales que se sumen a los anteriores o sean consecuencia de padecer SOQ. Suelen realizarse exámenes de sangre para explorar la existencia de resistencia a la insulina a través de un test para medir la tolerancia a la glucosa, además de examinar los niveles de colesterol en sangre.
 
Una vez realizado el diagnostico y ante una completa evaluación de paciente, se trabaja en la elaboración de un tratamiento especifico dirigido a las necesidades de cada mujer.

pixel